REDfilosofica

Patrones, coherencia y los lugares extraños del sensocentrismo
634 visitas desde el 07/02/2016
Manuel de la Herrán Gascón
Ser, Sensocentrismo, Ética

"El botón de la autodestrucción instantánea del Universo", "Anestesiar y asesinar" o "La infidelidad jamás descubierta" son explicados ignorando la existencia de individuos en el sentido habitual de la palabra.


¿Quieres saber más?
Regístrate para leer más artículos como este

English version

Llamaré sensocentrismo convencional a la postura moral que considera que la capacidad de sentir es el criterio relevante para establecer quiénes son los seres que merecen consideración moral.

Llamaré sensocentrismo estricto a la postura moral que considera que lo relevante para establecer consideración moral es la capacidad de sentir.

La primera definición asume implícitamente que existen seres, y que esos seres son distintos entre sí. La segunda no lo hace y es coherente con el individualismo abierto y el individualismo vacío. Veremos como el uso de ambas definiciones permite explicar importantes matices.

"Ser" o "cosa" es aquello que (aparentemente) posee una cierta coherencia y gracias a ello es identificado y nombrado en nuestra representación mental.

Los procesos mentales morales requieren tener en cuenta el futuro. Los seres sintientes "ahora" son los que sienten "ahora". Sin embargo, una conceptualización de los seres sintientes más amplia que permita establecer consideraciones morales para el futuro (mediante representaciones mentales) requiere introducir el factor tiempo y la potencialidad, y hablar no sólo de los seres que son sintientes ahora mismo, sino de los que presumiblemente lo seguirán siendo, y de los que lo serán, aún cuando ahora mismo no lo sean. Por ello en general se habla de la capacidad de sentir de las cosas.

La coherencia individual de un objeto es aquello que nos permite definirlo e identificarlo. La coherencia requiere del factor tiempo: no sólo porque los procesos mentales son procesos y requieren el factor tiempo, sino porque aquello que los procesos mentales manejan también requiere tener una cierta estabilidad, inercia o recurrencia en el tiempo para poder ser identificado y manejado. Un objeto es objeto (es objeto identificado en nuestra mente) gracias a que existe un patrón, reconocible, que se mantiene en el tiempo.

Es decir, una "cosa" puede experimentar más o menos transformaciones y seguir siendo dicha "cosa". Pero si experimenta "muchas" transformaciones, diremos que se ha convertido en otra cosa. En definitiva, la identidad de esa "cosa" está en nuestra mente.

La identificación de objetos es necesaria para establecer distintos criterios morales en relación a ellos y a su subjetividad potencial. Pero no debemos olvidar que al fin y al cabo dichos objetos, es decir, dicha coherencia dualista que separa ese objeto del resto del universo, es algo que existe en nuestra mente.

Sensocentrismo estricto



La coherencia que observamos entre un individuo adulto y el "mismo" individuo unos segundos antes, es -por lo general- enorme. Sin embargo, durante esos segundos, el individuo ha cambiado y se ha transformado en otro. Podemos seguir la coherencia del patrón entre el individuo adulto y el joven unos años antes (por ejemplo detectando parecidos en viejas fotografías) y hablar por tanto del mismo individuo, ya tenga tres o noventa años si bien, cuanto más alejados estén en el tiempo, tanto más extraño resultará decir de que son la misma persona, dado que casi en cualquier aspecto que analicemos, lo que vamos a encontrar será diferente.

Nos resulta aún mucho más costoso mantener en nuestra mente la coherencia entre el óvulo recién fecundado (o incluso, por que no, antes de fecundar) y el individuo adulto. En algún lugar, ciertamente arbitrario, de la secuencia temporal, los identificamos como cosas distintas.

La identificación del "ser" o "cosa" es en última instancia arbitraria. Es algo útil, pero no refleja fielmente la realidad mas profunda. La continuidad del "yo" es una ilusión, tanto en mi caso como en el de los demás animales, así como en plantas o en objetos inanimados.

Es por ello que el sensocentrismo llevado a sus últimas consecuencias llega a lugares tan extraños éticamente argumentables desde un punto de vista teórico como son "El botón de la autodestrucción instantánea del Universo", "Anestesiar y asesinar" o "La infidelidad jamás descubierta". El asunto de fondo es que el sensocentrismo estricto ignora la existencia de individuos en el sentido habitual de la palabra "individuo". Dicho sentido habitual de la palabra "individuo" implica la continuidad en el tiempo de un patrón que es independiente de la capacidad de sentir, y este patrón es el que es ignorado por el sensocentrismo estricto.

Es decir, si tengo en cuenta la sintiencia pero ignoro el concepto de individuo entendido como patrón en el tiempo, los lugares extraños del sensocentrismo quedan aclarados y los razonamientos éticos resultan ser lógicos, aunque inquietantes.

En mi opinión, la coherencia y la continuidad del yo es una ilusión de la misma forma que el libre albedrío es una ilusión.

Por supuesto, lo que sin duda nos aleja de esta idea es la experiencia de que lo que yo siento no lo sienten los demás, y viceversa; y que "yo" tengo continuidad en el tiempo (gracias a mi memoria). Y la razonable suposición de que a los demás les ocurre lo mismo. Y si no tuviera continuidad, al menos tengo la apariencia de continuidad. Tengo la experiencia de ser continuo en el tiempo.

No podemos comparar la coherencia de un objeto no sintiente (una piedra, un montón de arena, un gin-tonic, un edificio, una carretera, un bosque) frente a la coherencia de un objeto sintiente (una rana). Todos estos objetos tienen coherencia, tienen un patrón, tienen una representación en mi mente. Pero aquellos objetos que además tienen sintiencia son muy diferentes: ellos mismos tienen la misma experiencia dualista que tengo yo, al separar "yo" del resto del universo.

Ciertamente, es difícil observar a nuestro alrededor e identificar sintiencia sin identificar distintos individuos. Una forma plantear el asunto que puede ayudar a entender este paradigma es interpretar que todos los individuos son el mismo (no puedo ser infiel a mí mismo). La lógica subyacente a los cálculos utilitaristas se entiende con facilidad si consideramos que sólo existe un individuo (que todos los individuos son el mismo).

De hecho, basta con considerar que solo existe "ahora" o que los individuos no son seres diferentes entre sí para explicar los "lugares extraños" del sensocentrismo.

Precisamente si la capacidad de sentir es aquello en torno a lo que gira toda la consideración moral, debemos reconocer que la capacidad de sentir, la pura capacidad de sentir, pura subjetividad, es indistinguible de unos seres a otros y es irrelevante "quién" sienta tal cosa, sino el hecho de sentirla.

La "lógica inversa" (cuando el mensaje lo determina la ausencia de mensaje; cuando el silencio es la señal de alarma) y la metáfora del cuadro tapado por la tela con un agujero también puede ayudar a entender la idea. Lo que llamamos "yo" es una idea que podemos interpretar tanto como la maquinaria que genera mi particular experiencia sintiente, como la maquinaria que, de la experiencia sintiente global, me lo oculta todo salvo aquella experiencia que llamo mía. Ambas son dos formas válidas de describir una mismo patrón ("yo").

Dicho patrón ¿es una ilusión? Ilusión o no, los seres sintientes se consideran a si mismos extraordinariamente relevantes, experimentan continuidad y en general pretenden mantenerla, la propia y la de los seres queridos, y en caso de necesidad, aún a costa de la de otros.

   



Comentarios



2016-02-12 08:01:09

Hola, Manu.



Sólo quería comentar una cosa brevemente, no tengo tiempo para más.



El sensocentrismo sólo es un criterio usado para diferenciar éticamente entre cosas (uso, valor instrumental) y personas (consideración, valor intrínseco). El sensocentrismo usa el criterio "ser sintiente" (o tener conciencia): Si un ser es sintiente entonces entra en la categoría ética de persona, si no es sintiente entonces entra en la categoría de cosa. En cambio, el antropocentrismo usa el criterio "ser de la especie humana". Y así mismo ocurre con otros criterios.



Por esta razón veo inadecuado hablar de "sensocentrismo extremo", que además tiene de por sí tiene una connotación negativa.



Más información sobre el sensocentrismo aquí: http://www.respuestasveganas.org/2008/11/argumento-caracteristica-moralmente_4241.html



Saludos,

David.







2016-02-12 08:05:20

aah una última cosa:



Es un error entender «frustración» como una experiencia equivalente al sufrimiento, en lugar de como un concepto lógico (frustración de intereses). El hecho es que si se mata a alguien que quiere seguir viviendo, entonces lógicamente se le hace un mal si se le mata. El mal no sólo se hace presente mediante la experiencia del sufrimiento (el mal que se siente y que se tiene interés en dejar de sentir), sino también cuando ocurre algo que una persona no quiere que ocurra (el mal lógico), aunque dicha persona no se entere de lo sucedido.



Lo explico en un subargumento aquí: http://www.respuestasveganas.org/2006/09/argumento-veganismo-es-puro-moralismo_756.html



2016-02-12 14:30:32

Gracias David por tu comentario.



El Sensocentrismo como bien dices usa la sintiencia como criterio para establecer a qué objetos debemos tener consideración moral. El Sensocentrismo asume como premisa la existencia de las "cosas": ordenadores, bacterias, seres, animales, personas... y después establece cuáles de esas cosas merecen consideración moral.



El "Sensocentrismo extremo" (nombre provisional) establece que la sintiencia es el único aspecto a tener en cuenta para la consideración moral, ignorando el concepto habitual de "ser", "persona" o "cosa". En el artículo explico que estas abstracciones reflejan patrones, con continuidad en el tiempo, y sólo existen en nuestra mente.



Por ejemplo, el reloj que tengo sobre la mesa tiene una capa de polvo encima y es un objeto. ¿La capa de polvo es parte del reloj o no? Esta decisión es arbitraria. Lo que yo llamo "reloj", con o sin su capa de polvo, es una abstracción en mi mente. No niego la existencia independiente del reloj, sino que afirmo que cada observador maneja conceptos que reflejan una versión de la realidad.



La sintiencia es un hecho, pero la identificación de objetos y seres es una interpretación.



Manu



2016-02-12 15:11:36

"Anestesiar e introducir en Matrix" (o el "Show de Truman"). Añado este cuarto dilema para ofrecer otro ejemplo de lo anterior. Normalmente entendemos que el término "individuo" se refiere todo un cuerpo y no sólo a la materia neuronal. Este dilema es un caso más general de la infidelidad jamás descubierta: alguien ha eliminado el resto del cuerpo dejando sólo la parte que genera la sintiencia y conectándolo con un sistema de realidad virtual perfecto que representa tan fielmente la realidad anterior que no se aprecia ninguna diferencia. Como en el caso la infidelidad jamás descubierta, subjetivamente no ha ocurrido nada, todo sigue igual.



2016-02-18 15:24:48

Tal como explico aquí:



http://www.redfilosofica.org/que_es_real_la_importancia_del_punto_de_vista.php
Nadie puede negar que al menos desde un punto de vista descriptivo hay tres "tipos de cosas": materia, ideas y experiencias. Se trata de tipos de cosas diferentes. Nada tiene que ver el “tipo de cosa” de un gramo de oro, con los números primos, o “me duele la cabeza”.



Popper lo llamaba los tres "mundos".



El ser sujeto a la ética esta definido por el tercero de los mundos: la capacidad de experimentar sensaciones, porque en ese caso hay una entidad que puede sufrir la falta de ética. En los otros dos mundos no hay un "quién".



Manu



2016-05-09 06:27:38

El nombre de "Sensocentrismo extremo" a mi tampoco me convencía. Lo he cambiado por "sensocentrismo estricto". Manu.







2016-05-09 06:31:10

En estos vídeos explico la idea de que todos los seres son el mismo



https://www.youtube.com/watch?v=R0QHHNob5BE
https://www.youtube.com/watch?v=E5yUGSu4Gjo

Enviar un comentario anónimo
Los comentarios se publican de forma anónima, pero puedes indicar tu nombre o nick en el propio comentario. No se permiten caracteres html, pero puedes poner la URL en una línea independiente de la forma http://www.ejemplo.com/ y la convertiremos en un link.

¿Eres humano? 

REDfilosofica

Pensamiento filosófico práctico

¿Has olvidado tu contraseña?
Usuario o Email
Clave


   


Últimos comentarios
» Hi, yo creo que la gente espera más de un blog sobre filosofía que limitarse a exponer 'motivos'...
» El índice que presentaba en su trabajo comenzaba en 0 para picaduras que no producen ningún tipo...
» “Es un dolor excruciante, inmediato, que simplement...
» Referencias interesantes: » Gustav Theodor Fechner propuso que la intensidad de una percepción es proporcional al logaritmo ...
» Creo en esa reflexion, puede ser por alli...
» En mi vivencia especial tipo ECM, me di cuenta que todos somos uno, por la manera en que se cont...
» ¿Qué científicos? ¿los que te imaginas? No existes.
» Here is a program that exhibits two correlates of pain. First, it learns to modify its behavior ...
» http://mindingourway.com/see-the-dark...
» http://mindingourway.com/see-the-dark...
» https://probaway.wordpress.com/2008/0...
» En estos vídeos explico la idea de que todos los seres son el mismo https://www.youtube.com/watc...
» El nombre de "Sensocentrismo extremo" a mi tampoco me convencía. Lo he cambiado por "sensocentri...


Temas

 redfilosofica.org en Twitterredfilosofica.org en Facebook 

CSS Validator



Enlaces
REDcientífica
REDfilosófica
SCInetwork




Please login with Chrome